Día: 19 de mayo de 2020

BETTY WRIGHT: MATRIARCA SOUL

BETTY WRIGHT: MATRIARCA SOUL

Una de las exponentes del soul más laboriosas de su generación. Recordada por su altísimo registro vocal, inspiradora de divas actuales como Beyonce o Mariah Carey. Betty Wright fue de esas intérpretes contundentes en trayectoria, influyente para las generaciones posteriores y cuyo estilo aportó elementos renovadores al soul de su época y a la nutrida escena de la cual formó parte en el Miami de los 70s y 80s.

Considerada una pionera en abrir nuevos espacios para las mujeres en la industria musical, fue la primera artista femenina en conseguir un disco de oro con su propio sello discográfico, gracias al tema «No Pain, No Gain» que compuso, cantó y publicó bajo Miss B Records. Pero la nutrida carrera de Betty Wright, recogió su primer gran éxito cuando en 1971 lanzó «Clean Up Woman», una canción que combinaba elementos de funk, soul y R&B. La canción registra también varios hitos tales como alcanzar el número dos en las listas de R&B, donde permaneció durante ocho semanas. Vender más de un millón de copias y haber sido disco de oro el 30 de diciembre de 1971. A nivel de resonancia, sigue siendo hasta el día de hoy una de las canciones más sampleadas del cancionero R&B/Soul, formando parte de hits tan reconocibles como «Real Love» de Mary J. Blige, producida por P.Diddy.

Betty Wright editó su primer álbum a la edad de 14 años, mientras cursaba la secundaria. Titulado «My First Time Around», el disco contiene otra de sus canciones más importantes “Girls Can’t Do What the Guys Do», un directo mensaje feminista en una época de importantes avances para los derechos de la mujer. En pleno 1968, la equidad de género era tema primordial para cierto R&B. Ese sería el comienzo de una trayectoria musical tan impecable como consecuente. Desde entonces, Betty fue forjando un estilo único como cantante y su música fue adquiriendo la categoría de género en sí misma, plasmando su visión de mundo y su carácter como artista.

La joven Betty destacaba por su mirada como mujer en la música y también por su asombrosa y versátil voz. Desde un susurro profundo y arrastrado hasta el tono de un agudo silbato eran parte de su amplio registro vocal, lo que la instaló como una las cantantes más increíbles que hayan aparecido en la música negra durante los últimos 50 años. Así de versátil fue también su capacidad interpretativa entregada por su herramienta vocal que le permitió interpretar soul, r&b, reggae, jazz, y rock.

Ya consolidada como una de las figuras más relevantes de la música afroamericana de los años 70, Wright continuó nutriendo su trabajo con diferentes colaboraciones, tanto como cantante, compositora y arreglista. En 1977, Wright descubrió a Peter Brown y cantó “You Should Do It” y “Dance With Me” en el exitoso LP “A Fantasy Love Affair”. En 1978 interpretó un dúo con Alice Cooper en la canción “No Tricks” y un año después, abrió para Bob Marley en el Survival Tour.

En los ochenta continuó su imparable trabajo grabando canciones como“What Are You Gonna Do With It” de Stevie Wonder. En 1983 lanzó el álbum “Wright Back at You” con temas de Marlon Jackson de los Jackson 5. En 1985 formó su propio sello discográfico, Miss B Records, publicando el álbum “Sevens” en 1986. En 1988 fue la primera artista femenina negra en obtener un álbum de oro para su propio sello, con el disco “Mother Wit” de 1987.

Paralelamente a su permanente trabajo como cantante estelar y productora musical de su sello, Wright participó a lo largo de su carrera como vocalista de apoyo junto a un amplio abanico de destacados músicos como David Byrne, Peter Tosh, Gloria Estefan, Jimmy Cliff, Stephen Stills, entre muchos otros.
El nuevo milenio la encuentró más activa que nunca manteniendo su incesante conexión con las nuevas generaciones de músicas mujeres. Una de ellas, la talentosa e innovadora Erykah Badu, probablemente una de sus más fervientes admiradoras y discípulas, y a la cual acompañó en su disco del año 2000, Mama’s Gun.

Tal como lo fue desde sus primeros días, su voz también se convirtió en un elemento primodial y recurrente en el mundo del hip-hop. Nuevamente en plena sintonía con el panorama musical, Betty hizo apariciones en los registros de Diddy, Nas, y Rick Ross. También cantó la melodía de los Rolling Stones «Playing With Fire» en la canción Tha Carter III de Lil Wayne. En 2016, colaboró con Kendrick Lamar y Big Sean en la canción «Holy Key». Finalmente, su último trabajo no haría más que confirmar tanto su legado, influencia y vigencia como artista mayor, colaborando con The Roots en lo que llevo por nombre «Betty Wright: The Movie» publicado en 2011.

Betty Wright ha dejado una huella imborrable en generaciones que aprendieron con ella y con su trabajo no solo a cantar o componer, sino a ser esa artista autodeterminada por su propio talento y control del mismo, sobre todo reformulando el lugar de la diva esclava de sus propios éxitos y fracasos y en vez de eso ser voz, imagen, música, creadora y colaboradora con otros, abrazando la vida musical como un espacio de acogida, intercambio y herencia que hicieron de ella, una auténtica matriarca del soul.

IN FLAMES, EL HITO VIDEOGRÁFICO DE TSUNAMIS

IN FLAMES, EL HITO VIDEOGRÁFICO DE TSUNAMIS

TSUNAMIS RELANZA «IN FLAMES»

Tsunamis revive un hito videográfico de sus primeros años con el relanzamiento de «In flames», single promocional de su debut homónino, y single puntal de la nueva camada de rock independiente que, entre los años 2003 y 2004, revitalizó la escena local a punta de guitarras.

Una historia que nos hace mirar en retrospectiva el largo viaje de la banda, de su sonido y de cómo fueron los años formativos para una refrescante nueva escena musical.

LA HISTORIA DE UN PEQUEÑO GRAN HITO

En tiempos de aislamiento social llega a las redes un buen material donde aferrarse a la nostalgia de los años 2004-2005. Se trata del relanzamiento del video «In flames», single del debut de Tsunamis que hoy a 15 años de su estreno, se presenta con una nueva remasterización a cargo de BYM Records, su actual sello de distribución.

El panorama a mediados del 2000 en Chile para las bandas independientes comenzaba a experimentar una ola de sonidos vinculados al rock, garage y rock and roll con una identidad más fresca a lo que estábamos acostumbrados a escuchar en los noventa. El movimiento «házlo tú mismo» más el quiebre y fusión de sellos multinacionales (BMG, EMI, Sony, Universal, Warner) con el recorte en sus grandes presupuestos ya empezaba notarse, sin embargo, estar en la cadena de música MTV (US 1981) sin pertenecer al mainstream aún no era tarea fácil. Dentro de ese contexto y en 2004 la banda integrada por Goli, Pancho Fernández, José Domínguez y Alejandro Gatta decide lanzar su primer álbum homónimo, Tsunamis, masterizado por Chalo González y grabado por Rodrigo Salvatierra quien recuerda: «Era música con harta rabia, pero con una cierta elegancia. Quería emular la crudeza, por eso saturé todo por los preamplificadores de micrófonos y esa distorsión ayudó a transmitir la energía. Aprendí mucho». El disco fue publicado por el sello origen argentino (DBN), GmbH, que al poco tiempo de lanzarlo oficialmente, desapareció del país dejando en abandono y con deudas al grupo junto a Guiso, Ramires!,Fiskales Ad-Hok, Weichafe, De Saloon,Tronic, Lulu Jam, entre otras bandas que pertenecían a este catálogo.

A partir de ese momento Tsunamis comenzaría por un lado una nueva ruta con Algo Records, sello independiente y estudio de grabación que este año cumple 18 años de vigencia; y por otro, la realización de su segundo video «In flames», filmado en una desarmaduría camino al sur por la productora TV Piratas en formato Mini Dv. «No había nadie haciendo ese tipo de música, el sonido que sacaron era increíble y su video refleja muy bien el contexto de la banda y su energía explosiva, un gran referente para muchas bandas de rock ya sea de Chile o de otro lado del mundo». Comenta Perrosky (Alejandro Gómez), director y co-fundador de Algo Records.

DE LA DESARMADURÍA A MTV

Latino La locación, los colores y los integrantes de la banda caminando a pleno sol entre neumáticos, buses, chatarras, vacas y destruyendo parte de ese set, es inolvidable. «Es bien impresionante relacionar ese clip con el Chile de ahora, porque es post apocalíptico, surrealista, distópico y actual, y su elaboración creo que envejeció bien a 15 años de su primera exhibición en MTV. Cuando esta cadena era «el» medio que te conectaba con la música actual y la imagen de otros países. Creo que fue un gran hito para la banda». Opina Goli Gaete, guitarra y voz de Tsunamis.

Sobre la realización del vídeo, Álvaro Guerra director del vídeo comenta: «Tsunamis era una fuerza única y envidiable. Intenté desglosar e individualizar cada elemento de esa energía, en un trayecto espiral que siempre terminaba desbordado, y mientras más extraña la escena mejor se desenvolvían. Tenía pensado hacerlos recorrer el camino que quería como director, pero desde el primer plano tomaron el control y mi aporte fue no haber luchado con eso y registrarlos en su hábitat».

Rodrigo Astaburuaga cámara de «In flames» recuerda que «la idea era hacer algo en formato digital con bajo presupuesto, entonces verlo en MTV creo que fue el mayor reconocimiento que logramos como productora independiente. En esos años para realizar un video y tener vitrina necesitabas un gran equipo de personas y ser del mainstream para llegar a una cadena tan importante como esa». Sobre cómo llegó el video a MTV en 2005 la respuesta cae en Juan Domínguez, productor del clip. «En esos años trabajaba para el programa Caiga quien Caiga de la productora argentina Cuatro Cabezas que tenían acceso directo a MTV, entonces por ahí yo les iba pasando los videos que hacíamos como TV Piratas y así llegó In flames, una de las primeras cintas con las que hice nexo».

RUTA BYM

El relanzamiento del vídeo de «In flames», ya publicado en la cuenta de Instagram y YouTube de la banda, también considera la versión Radio-Edit con una nueva remasterización para la duración del clip por el ingeniero en sonido Ignacio «Nes» Rodríguez. «El vídeo tenía una narración psicodélica y punk al mismo tiempo. Me acuerdo que con esta canción descubrí la otra cara del rock chileno que hasta ese minuto no había escuchado en radio porque no era masivo, y no respondía a un formato estándar de duración. Ahora en relación a mi aporte en esta nueva versión, fue darle un poco más a las frecuencias graves con cuerpo y calidez a la versión original».

Estamos en 2020 en medio de una cuarentena global que tiene al mundo de la cultura y la música paralizada, sin embargo, Tsunamis continúa con su trayectoria al pie del cañón bajo una nueva formación y en camino hacia su séptimo álbum con BYM Records. Su actual sello con quien ya adelantaron en algo en enero, «Camisa de estrellas», single perteneciente a este trabajo de larga duración que indaga en lo acústico y el rock experimental con synthes, arreglos corales y espacios solistas.